Como instalar y purgar un radiador de calefacción

Como instalar y purgar un radiador de calefacción

Como quitar y purgar un radiador

Quitar los radiadores de casa no es una tarea habitual pero en algunas ocasiones puede resultar recomendable; por ejemplo cuando queremos pintar la casa. Es cierto que se puede pintar sin retirar el radiador pero aunque parezca al contrario es más engorroso tener que taparlo. Al retirarlo además de permitirnos pintar detrás y dejar un acabado perfecto, nos ahorramos tener que taparlo y podemos aprovechar para limpiarlo.

A continuación te mostramos paso a paso como desmontar el radiador. ¡Vamos allá!

Materiales y herramientas que vas a necesitar

Materiales

  • Balde para líquidos

Herramientas

  • Llave de grifa
  • Destornillador plano
  • Llave allen

#1 Desmontar el radiador

Cierra la llave de paso de agua del radiador. Esta se encuentra en los tubos que salen de la pared. Puede ser la misma llave que enciende la calefacción o bien un tornillo junto a esta.

Como instalar y purgar un radiador de calefacción​

Coloca el balde debajo de los tubos y con la llave de grifa afloja la tuerca del detentor. Comenzará a salir agua (no debe salir a presión. Si es así no has cerrado la llave de paso). Cuando deje de salir agua (no esta vacío) ya puedes levantar el radiador descolgándolo de sus soportes. Llévalo con cuidado hasta el baño y termina de vaciarlo. Puedes limpiar el radiador en la bañera con agua caliente y jabón (recomendado). Ahora si lo que quieres es pintar ya puedes hacerlo sin problemas.

Como instalar y purgar un radiador de calefacción​

#2 Vuelve a colocar el radiador

 Para montarlo has de seguir los pasos al revés. Aproxima el radiador a la pared asegurándote de que la entrada de agua queda pegada a los tubos de calefacción y cuelgalo en su sitio. Aprieta la tuerca con la llave de grifa y abre el paso de agua. Asegúrate de que no gotea.

Como instalar y purgar un radiador de calefacción​

#3 Purgar el radiador

 Ahora el radiador está lleno de aire y tenemos que llenarlo de agua. Para ello vamos a purgar el radiador. En un costado en la parte superior verás un pequeño pitorro con un tornillo. Coge el balde y sujétalo debajo de este. Afloja el tornillo con el destornillador y comenzará a salir aire. El radiador estará purgado cuando solo salga agua por ese pitorro. La caldera irá perdiendo presión.

Nota: Asegurate de que tu caldera compensa la presión automáticamente. Si no es así has de abrir el paso de agua de la caldera para mantenerla a la presion adecuada. Normalmente 1 bar en frío y 2 bares en caliente.

Como instalar y purgar un radiador de calefacción​
Como instalar y purgar un radiador de calefacción​
Barómetro

Te recomendamos que al comienzo del invierno compruebes los radiadores de tu hogar para ver si necesitan ser purgados. Algunas pistas para saber si has de realizar esta tarea son que al tocar el radiador esta frió en algún punto o se escuche un ruido tipo gorgoteo. Mantener los radiadores limpios y purgados contribuye a una mayor eficiencia.

!Y ya has terminado! Fácil, ¿verdad?

Ánimo y no dejes de ver todos los tutoriales que tenemos para ti. Y ya sabes, !hazlo tu!

Tipos de radiadores

Actualmente podemos encontrar en los hogares distintos tipos de radiadores; radiadores eléctricos, de agua caliente, de aceite, radiadores de distintas formas, tamaños y colores y  por supuesto de distintos precios.

Los radiadores de calefacción por sistema de agua caliente son los más utilizados por su precio, consumo y eficiencia. Dentro de estos podemos encontrar distintos modelos.

Radiadores de aluminio

Actualmente es el tipo de radiador más utilizado. Se fabrican por módulos y permite instalarlos en cualquier rincón de la vivienda. Al ser de aluminio se calientan muy rápido, una buena cualidad cuando llegas a casa y esta fría. De la misma manera pierden el calor rápido una vez se apaga el circuito de calefacción.

Radiadores de chapa de acero

Fabricados en chapa de acero son radiadores económicos y con un alto poder calórico ya que cogen la temperatura rápidamente y la conservan más tiempo una vez apagados. Esto radiadores no pueden instalarse por módulos.

Radiadores de hierro o fundición

Fabricados en hierro fundido son radiadores duros, pesados y resistentes. Es el sistema mas antiguo de los tres. Habitualmente se pueden ver en edificios anteriores a los años 90. Aunque tardan bastante en calentarse también tardan bastante en perder la temperatura una vez han entrado en calor.

Sistemas de calefacción eficiente

Debido a la legislación cada vez más exigente y a una mayor competencia de los fabricantes se han ido desarrollando sistemas de calefacción mas eficientes como son el suelo radiante o calderas de condensación, aerotermia y geotermia que trabajan junto con los radiadores de calefacción de baja temperatura. 

Estos sistemas aunque son razonablemente más caros que los sistemas convencionales proporcionan un rendimiento mayor con un gasto muy inferior, con lo que tiene un rápido periodo de amortización.

A parte de estos, existen otros tipos de calefacción en el mercado. Si estas pensando en cambiar la instalación de tu casa te recomendamos que vayas a un centro especializado donde te ayudaran a elegir el sistema que mejor se adapte a tus necesidades.

Deja un comentario